jueves, 28 de abril de 2016

¿Es natural tener miedo?

-¿Es natural que el ser humano tenga miedo?
-No es natural (saludable), pero es lógico a tenor de las experiencias de dolor acumuladas durante decenas, centenas de miles de años. El miedo es un sentimiento adoptado, heredado que pesa como una losa y regula (afecta) la mayoría de las decisiones que la mente toma.
-Es un mundo literalmente de locos.
-Más técnicamente de psicóticos, es decir, todos aquellos que teniendo miedo, lo hemos negamos -por orgullo- hasta el extremo que esa negación bloquea nuestra natural (esa sí) capacidad de discernimiento ante las circunstancias.
-Entonces qué hay que hacer con el miedo, ¿expresarlo? Todo se iría al garete...a la mierda
-Al garete se ha estado yendo todo desde que empezamos a vivir bajo la sombra del miedo temiendo cosas que aún no habían sucedido, desde que empezamos a pagar tributos a autoridades de sangre azul a cambio de prometidas seguridades y protecciones sobre amenazas externas inexistentes, cuyos vaticinios ellos acababan materializando -falsas banderas- para sostener la credibilidad de sus periódicas recaudaciones. Expresar (admitir) que tienes miedo es el primer paso hacia la honestidad contigo mismo, que es la antesala de la salud mental.
-¿Y luego?
-Te garantizo que una vez que te liberas de la presión del orgullo de aparentar lo que no eres, de disimular tus sentimientos, un manto de protección cósmico (divino), más vasto que cualquier ridículo seguro de vida avalado por una mortecina entidad bancaria, te arropa. Sé que no suena muy cabal, pero no me negarás que lo cabal, lo que hemos etiquetado de "razonable" hasta la fecha está finiquitado como herramienta de utilidad y está colapsando irremediablemente bajo su propio peso, pues ha dado más que suficiente prueba de haber estado conduciéndonos en círculos. Vayas donde vayas, todos están estupefactos (no ya íntimimamente, como en tiempos pasados) sino abiertamente, incapaces de seguir disimulando su incapacidad para asimilar el tsunami de revelaciones que a diario inundan (eso hace un tsunami) los recovecos inutilizados hasta ahora de la consciencia. Es como una actualización de software largamente esperada. Tan largamente que la amnesia se apoderó de nosotros y el olvido nos sumió en un sueño del que ahora toca despertar. Un despertar a la gloria, doloroso para quien se niegue a aceptar su ignorancia.


Mega Lithos

-La desclasificación de información que está sacudiendo al planeta va más allá de las filtraciones de Assagne (wikileaks) o los papeles de Panamá, incluso más allá de la supuesta presencia extraterrestre tan cacareada (a la que darán pronto bombo y platillo como auguró Wehrner von Braun en su lecho de muerte)

-¿A qué te refieres?
-¿Recuerdas que la Biblia recoge la existencia de una raza de gigantes llamada «Nefilim». El libro del Génesis (6:4) afirma que «Había gigantes en la tierra en aquellos días, (y también después) cuando los hijos de Dios se unieron a las hijas de los hombres y ellas les dieron hijos: estos fueron los héroes de la antigüedad, hombres de renombre.» Los traductores de la Biblia supusieron que Nephilim significaba gigantes, porque en otras partes se menciona que éstos eran también conocidos como Anakim, a la vez que en las referencias bíblicas (Samuel 17:4-23; 21:9) sobre el gigante Goliath se afirma que era de descendiente Anak; de aquí la conclusión: si ANAK fue un gigante, entonces los Nephilim también eran Anakim, es decir gigantes, personajes a los que la Biblia culpabiliza de la catástrofe geológica que denominamos Gran Diluvio o Diluvio Universal, acaecida hace 12500 años (fin de la última glaciación). Se afirma en dichos textos que dicha calamidad fue expresamente provocada por los Elohim para eliminar a dichas criaturas anormalmente grandes y violentas de la faz de tierra. En otros textos (Epopeya babilonia de Hatra Hasis=Utnapistim y Libro de Enoch 10:1-9) escrita supuestamente por el mismo Noé bíblico, se argumenta que dicha calamidad geológica acaeció inevitablemente en virtud de fuerzas gravitacionales, fuerzas debidas a ciclos cósmicos, más concretamente a la proximidad de cuerpos celestes mayores que los cometas que, al igual que éstos, cíclicamente se aventuran en las proximidades del sistema solar y de la órbita de la Tierra. Digamos que se habría permitido que dichas criaturas fuesen ‘borradas de la faz de la tierra’ por el cataclismo relatado.
Sin embargo la raza de los gigantes no desapareció totalmente con el Diluvio, pues el pueblo hebreo debió enfrentarlos en tiempos de Moises y posteriormente el mismo David debio derrotar a un descendiente denominado Goliat. El mismo historiador romano Plinio (23-79 d.C) nos cuenta en sus crónicas, que habitaban en Andalucía un grupo de gentes de colosales dimensiones dedicadas a la depredación y piratería y era tal su tamaño, que en ocasiones uno sólo de ellos podía hacer zozobrar alguna pequeña embarcación con la única fuerza e su peso.
Se cuenta que hace miles de años llegaron a la isla de Menorca después de un diluvio que afectó a todo el planeta tras el fin de la última gran glaciación, un grupo de gigantes Caldeos, que construyeron un buen número de monumentos (talaiots i taules).

Pues bien, recientes descubrimientos en Irán, realizados bajo túmulos han destapado que existen criaturas no muertas sino
extáticas, en reposado estado de hibernación, vivos!
Este video fue grabado en 2008 en Kurdistán. ¿Comprendes ahora por qué occidente ha permitido que Turquía e Irak diezme a la población kurda?


martes, 26 de abril de 2016

No estamos solos


El sábado 25 de agosto de 2012 fallecía de un fallo cardíaco Neil Armstrong, el ser humano que supuestamente pisó por primera vez la superficie de la Luna. Para muchos Armstrong encarnó el prototipo de héroe americano capaz de llevar a cabo lo aparentemente imposible. Fue él quien plasmó el sueño de poner a un hombre en la Luna antes del final de la década de los 60 del pasado s.XX tal como el entonces Presidente kennedy había vaticinado. Su paseo sobre la Luna fue televisado y testimoniado por cientos de millones de televidentes en todo el planeta. Para muchos fue una experiencia inolvidable que desató esperanzas de un futuro brillante para los viajes espaciales tripulados.
Sin embargo, lo que Armstrong experimentó ese 20 de julio de 1969 sobre la Luna ha estado teñido de controversia debido a los dos largos minutos de silencio durante los cuales las transmisiones de audio (radio) entre el módulo lunar y Houston se vieron interrumpidas, algo que sorprendió a los televidentes y disparó muchas teorías acerca de lo que había sucedido durante esos 120 segundos.
De acuerdo con documentos y fotografías recientemente filtrados a la luz pública por el gobierno estadounidense, Armstrong no solamente vió el estéril paisaje televisado a millones de televidentes sino algo diferente y mucho más significativo. De acuerdo con testimonios de informantes de la NASA y de ciertas transmisiones interceptadas por radioaficionados, lo que Armstrong vio ese día cambió su vida por completo y condujo asimismo al abandono de las misiones tripuladas a la Luna. De acuerdo con documentos filtrados dos enormes naves espaciales no procedentes de la Tierra observaron el alunizaje de la misión Apollo 11 y los paseos de Armstrong y Aldrin.

Durante el alunizaje, tuvo lugar un periodo de dos minutos de silencio en la transmisión radiofónica. La NASA adujo fallos técnicos por sobrecalentamiento de una de las dos cámaras de televisión, lo cual habría causado la interrupción de las recepción de señal. Lo que en realidad sucedió, de acauerdo con las fuentes mencionadas, fue que tanto Armstrong como Aldrin vieron que algo les observaba. De acuerdo con Timothy Good, autor de "Above top Secret" (1988), los operadores de radio encargados de recibir las señales de VHF transmitidas desde el Apollo 11 a los cuarteles de la NASA en Houston, interceptaron el siguiente diálogo de dos minutos, que la NASA ocultó al público:

-Control de la Misión en Houston: "¿Qué sucede?"
-Apollo 11: "Esas preciosidades (babies) son enormes, señor...enormes...Oh, Dios, no se lo creería. Le digo que hay otras naves espaciales ahí afuera, alineadas en la parte lejana del contorno del cráter...están en la Luna observándonos."

Las intercepciones de los radioaaficionados en la Tierra fueron ridiculizadas por los medios, pero en 1975 recibieron un inesperado apoyo, cuando Maurice Chatelain, un ingeniero de comunicacione sretirado de la NASA que colaboró en el desarrollo del sistema de comunicaciones de las misiones Apollo, escribió en su libro "Nuestros ancestros cósmicos":

- Instantes previos a que Armstrong descendiese por la escalera y pusiera su pie sobre la superficie lunar, dos OVNIs slotaron sobre sus cabezas. Edwin Aldrin tomó varias fotos. Algunas de estas fotos fueron publicadas en junio de 1975 en la pagina 25 de la revista Modern People.
sigue...http://exopolitics.org/first-man-on-moon-dies-along-with-secrets-of-what-he-saw/